Nosotros

Misión

Evangelizar a los hombres y mujeres que viven en la Arquidiócesis de Cali para que lleguen a ser plenamente discípulos de Jesucristo y misioneros suyos, que trabajen con el poder del Espíritu Santo y la protección de Santa María Virgen, para establecer el Reino del Padre en el mundo.

Visión

Que la Arquidiócesis de Cali sea para el 2020 una Iglesia en comunión, evangelizada, misionera, profética y viva, en constante conversión, animada por miembros coherentes, que camina con los pobres y excluidos, comprometida con un plan evangelizador vinculante, que asuma con audacia la defensa de la vida y la familia, con comunidades parroquiales renovadas y líderes capaces de transformar la sociedad, utilizando las nuevas tecnologías y sus medios para la eficaz evangelización.

Arzobispo y Arzobispo Coadjutor

Arzobispo

Monseñor Darío de Jesús Monsalve Mejía

Nació el 15 de marzo de 1948 en el municipio de Valparaíso, territorio eclesiástico de la diócesis de Jericó. Cursó el bachillerato del Seminario Menor “San Juan Eudes” de Jericó, estudió la filosofía en la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín y la teología en la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá. Es licenciado en teología bíblica de la Pontificia Universidad Gregoriana de Roma. Fue ordenado sacerdote para la Diócesis de Jericó el 17 de octubre de 1976. Entre 1986 y 1989 se especializó en Teología Bíblica en la Pontificia Universidad Gregoriana.

  • Profesor del Seminario Menor de Jericó y delegado diocesano para la juventud y las vocaciones.
  • Vicario Parroquial en Cartago, Valle (1978).
  • Párroco en Santa Inés y Betania sucesivamente, en la diócesis de Jericó (1979-1983).
  • Director de las secciones de laicos en la Conferencia Episcopal de Colombia (1983-1986).
  • Asesor Nacional de la Acción Católica y del Concejo de Laicos.
  • Profesor en el Seminario Mayor de Jericó (1989-1990).
  • Rector de los Seminarios Mayor y Menor de Jericó (1990-1993).
  • El 7 de octubre de 1993, fue nombrado obispo titular de Lunca di Mauritania y Auxiliar de Medellín.

Recibió la consagración episcopal el 15 de noviembre del mismo año de manos del Nuncio Apostólico, Paolo Romeo y fue consagrante el entonces arzobispo de Medellín, monseñor Héctor Rueda Hernández. El 25 de julio de 2001, fue nombrado obispo de Málaga-Soatá y tomó posesión de esa sede el 29 de septiembre del mismo año. 

El 3 de junio de 2010, el papa Benedicto XVI lo nombró como Arzobispo Coadjutor de Cali con derecho a sucesión de monseñor Juan Francisco Sarasti Jaramillo, en ese entonces arzobispo de Cali. La posesión canónica fue el 1 de agosto de 2010 en la Catedral Metropolitana de Cali.

Luego, el 18 mayo de 2011, su santidad lo nombra Arzobispo metropolitano de Cali, después de aceptar la renuncia de monseñor Sarasti Jaramillo, ahora Arzobispo Emérito de Cali.

Escudo de Excelentísimo monseñor Darío de Jesús Monsalve Mejía

Arzobispo Metropolitano de Cali

En campo de azur (azul) un farallón de sinople (verde) recortado en plata. Sobre el farallón la imagen de Cristo Rey. Al pie del farallón un río de oro; al pie del río, una corona de reina en oro.

Por timbre un galero verde de Arzobispo Metropolitano y una cruz arzobispal de la cual pende el sacro palio, y por divisa una cinta en la que está escrito: “Dominus Tecum”.

El campo de azur, simboliza la fe, la trascendencia, la hondura de la vida espiritual. Es memoria fervorosa de la fe en María Santísima a la que está unida la vida del Arzobispo, pues fechas marianas marcan su camino episcopal: fue publicado su nombramiento de Obispo en la Fiesta del Rosario; se formó a la sombra de la piedad mariana de sus antepasados y sirvió a la iglesia de Jericó, puesta bajo el patrocinio de Nuestra Señora de las Mercedes.

El farallón une en la misma cadena de esperanza (verde) bañada por la confianza de Dios (plata), los Andes, los farallones de Valparaíso, población de origen del Arzobispo y los Farallones de Cali, símbolo de la ciudad en la que ahora lo ha puesto el Señor como Pastor. Monta el farallón la efigie de Cristo Rey de Cali, tutelar protección de la ciudad y, besa el pie de la montaña un río de oro, representando un sistema fluvial del Cauca que, tocando primero las tierras payanesas, trae en secular experiencia de evangelio, la corriente mística de la fe al Valle fecundo y generoso.

La corona de oro simboliza la corona de la Virgen de los Remedios, patrona de la Arquidiócesis de Cali, puesta a los pies como evocación de la humildad de la Madre de Dios, a la que el lema saluda con el “Dominus Tecum” que proviene de la voz del Arcángel que así la trata en la aurora de la Redención y que es también, en este caso, dulce promesa para el Arzobispo que inicia su servicio, pues con su pastoreo ha de decirle a la Iglesia de Cali: “el Señor está contigo” (Cfr. San Lucas 1,28).

La cruz en oro y el galero arzobispal, son los distintivos del Pastor Metropolitano, a los que se une el sacro palio, tomado de la tumba de Pedro, le recordará al Pastor, el suave yugo del rebaño que Dios le ha confiado.

Monseñor Luis Fernando Rodríguez Velásquez

Nació en Medellín el 8 de diciembre de 1959. Estudió filosofía y teología en el Seminario Mayor de Medellín. Obtuvo el título de Licenciado en Teología en la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín, la Licenciatura en Derecho Canónico en la Pontificia Universidad Lateranense de Roma, el doctorado en Derecho Canónico en la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá y la licenciatura en Educación Religiosa en la Pontificia Universidad Bolivariana de Medellín.

Fue ordenado sacerdote el 25 de agosto de 1984, incardinado en la Arquidiócesis de Medellín.

El viernes 22 de abril de 2022 el Papa Francisco lo nombra como Arzobispo Coadjutor con derecho a sucesión de la Arquidiócesis de Cali, donde llevaba 7 años como Obispo Auxiliar. 

Después de su ordenación ha ocupado los siguientes cargos: Vicario Parroquial de la parroquia de San Blas (1985-1986), Formador y Vice-Rector del Seminario Mayor de Medellín (1985-1990), Vice Canciller de la Arquidiócesis de Medellín y Secretario de Arzobispo (1986-1990), párroco de la parroquia de Santa María la Virgen (1990), oficial del Consejo Pontificio para la Familia (1990-1997), párroco de la parroquia de El Sagrario (1997-2000), Vicario Judicial adjunto del Tribunal de la Arquidiócesis (1998-2004); fue profesor (1986-2003), Capellán (2000-2004) y Rector (2004-2013) de la Universidad Pontificia de Medellín Bolivariana, y, desde 2013, administrador parroquial de la parroquia San José del Centro y Vicario General de la Arquidiócesis de Medellín.

Recibió el título de Capellán de Su Santidad el 21 de diciembre 1995.

Arzobispo Coadjutor para la Arquidiócesis de Cali. 

Arzobispo Coadjutor